viernes, 3 de febrero de 2017





Para leer con:
"Nocturno Op. 20" - Chopin



Espacio luminoso lleno de sencillos contrapuntos que nos hacen sentir una cierta tensión. Instante lleno de luces y contraluces que van pintando de colores cambiantes el espacio que el día recorre camino ya de la oscuridad. Es quizá uno de los momentos más mágicos del día y siempre he sentido que además de su increíble luz, tiene sonido. Un sonido muy concreto, dulce y expresivo, que nos arrastra desde brillantes territorios sonoros hasta lugares de profundas brumas y nos hace sentir emociones diversas, intensas y a veces hasta contradictorias. 
El Ocaso y su asombrosa luz.
Chopin y sus bellísimos Nocturnos. Uno de ellos, hoy nos visita. 

4 comentarios:

  1. Aunque estamos muy perezosos, no puedo por menos que apreciar tu fotografía y la música maravillosa que me ayuda a relajarme con la luna y la noche. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un poco con mucho retraso... muchos besos

      Eliminar
  2. Preciosa foto Peter.
    Chopin siempre me dejó perpleja de tanta belleza.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Disculpas por el retraso grande... ¡¡ Gracias !!

      Eliminar