viernes, 1 de julio de 2016




Para leer con
Chopin - "Vals de Primavera"





Al ver pasar su negra figura delante de ella bajó los ojos una vez más y como en otras ocasiones el frío la envolvió por completo.  Pero esa mañana, en medio de aquel silencioso bullicio, decidió por fin dejar brotar en su interior esa sensación nueva, amiga, cálida, que desde hacía ya tiempo la susurraba que existían caminos más allá de lo que es capaz de percibir la mirada.


Dulcemente se dejó seducir por el sol. Sintió cómo su frío se aplacaba y por vez primera en mucho tiempo se atrevió a recordar el recuerdo de aquella lejana tarde de verano, en la que unas manos amasaron para ella en un piano, las notas de un maravilloso vals.

2 comentarios:

  1. Tus textos cada vez me evocan más y más sensaciones propias Peter

    ResponderEliminar
  2. Vaya... pues muchas, muchas gracias.

    ResponderEliminar